Header Ad

Entradas recientes

Los errores que debes evitar cometer al pintar las paredes

9 errores cometidos al pintar las paredes

A veces, al equipar una vivienda, en lugar de contratar un equipo de pintores profesionales, decidimos pintar las paredes nosotros mismos.

¿Cómo se obtiene el mejor resultado de su propio trabajo?

Pintores Madrid te aportan los errores más comunes que ocurren cuando se pintan las paredes y algunas sugerencias de cómo evitarlos.

Pintar la vivienda no es gran cosa. Si te ocupas de algunos pequeños detalles, harás todo el trabajo tú mismo… quizás con la ayuda de un familiar.


Preparación inadecuada para la pintura

Antes de empezar a pintar las paredes, asegúrate de retirar todos los muebles posibles de la habitación. No te molestarán mientras trabajas y no se ensuciarán. Si no es posible quitarlos, protégelos con mucho cuidado con una lona.

¿Y cómo protejo el suelo para pintar? Has exactamente lo que con los muebles que se han dejado en la habitación cubre toda la superficie con mucho cuidado con una lona o cajas de cartón

También recuerda desatornillar todo tipo de contactos, clavijas y asas de la pared.


Mala preparación de la pared

Este es probablemente el error más común que se comete al pintar paredes. La pared debe ser uniforme, limpia y seca. La pintura no cubrirá todas las imperfecciones de la pared.

Un daño menor al yeso, una base inestable, una vieja capa de pintura, polvo o manchas de grasa debajo de la nueva capa de pintura sólo será más pronunciado, destruyendo completamente el efecto de tu trabajo.

Así que, antes de empezar a pintar, quita la pintura y los trozos de papel de la pared. Hazlo con mucho cuidado. Lo mejor es quitar la vieja capa con una espátula. También se pueden utilizar productos químicos especiales para este fin.

Limpia la pared con un paño húmedo. Rellena cuidadosamente todas las cavidades y, después de secarse, limpia suavemente con papel de lija. Más tarde la superficie debe ser desempolvada y lavada.

El siguiente paso es preparar la superficie.

Si ha hecho todo como se describe, la superficie debe estar bien preparada, ya que esto le dará una mejor adhesión. No empieces a pintar hasta que la imprimación se haya secado, siempre desde el techo, preferiblemente desde el lado de la ventana, penetrando más profundamente en la habitación.


No pintes una superficie húmeda o mojada

La mala pintura de las paredes es a menudo el resultado de nuestra prisa. Como resultado, la pintura se aplica a menudo a una superficie húmeda o mojada.

Esto dejara como resultado ampollas y rasguños de pintura. Por lo tanto, siempre hay que esperar a que la pared se seque completamente. Esto te permitirá aprovechar al máximo la adhesión de la pintura al sustrato.


Mala pintura

¿Cómo se pinta la pared de la cocina y el baño, y cómo se pinta la sala de estar?

Empecemos por elegir la pintura adecuada para cada habitación. En los baños, cocinas y otras habitaciones con alta humedad, es mejor usar pinturas resistentes a la humedad, al moho y a los hongos.

A su vez, para la habitación de los niños, elije productos que sean fácilmente lavables con la aprobación correspondiente.

Recuerda también que las pinturas más baratas suelen tener menos calidad que las más caras y que es necesario aplicar más capas para obtener una buena visibilidad.

Esto es especialmente importante si tienes grandes áreas para pintar o si quieres cubrir un color más oscuro con uno más claro.


No diluyas la pintura

Aunque la pintura sea muy gruesa, nunca la diluya. Esto puede dar lugar a una capa deficiente y a un color diferente al esperado. La excepción es cuando se pinta con un pincel. Entonces puedes diluir la pintura ligeramente con agua.


Mala técnica de pintura, es decir, pintura aplicada de forma desigual

¿La práctica hace la perfección? En este caso, sí.

La falta de experiencia en pintar paredes puede hacer que se aplique la pintura de forma desigual. Esto puede llevar a la formación de varios matices en su superficie.

El llamado borde húmedo debe ser mantenido adecuadamente. Aplicar la pintura uniformemente en tiras verticales en poco tiempo y evitar que la tira de pintura anterior aplicada se seque.

Evita aplicar en diferentes direcciones, siempre aplica la pintura de arriba a abajo.


Condiciones de trabajo incorrectas

Es mejor pintar la vivienda, en los días calurosos de verano. La temperatura y la humedad del salón pintado tienen un impacto significativo en el efecto final. Además, las ventanas abiertas y las altas temperaturas hacen que la pintura se seque rápidamente, reduciendo el tiempo de espera.

La mejor temperatura para pintar las paredes es de 18 a 25 grados C y un nivel de humedad del 50 al 65%.


Herramientas de trabajo inapropiadas y mal preparadas

Usar las mejores herramientas o al menos herramientas de buena calidad. Estoy hablando de cepillos y rodillos. Este último también debe ser seleccionado de acuerdo con el tipo de pintura que se utiliza. Puedes aprender qué herramientas usar de la etiqueta de la pintura y el embalaje del rodillo.

Antes de empezar a trabajar, recuerda lavar el rodillo (preferiblemente con agua y jabón), que puede contener suciedad, polvo u otras impurezas. Si no los quitas, se pegarán a la pared pintada.


Siempre comprueba la información de las etiquetas

Lamentablemente, muchas personas no leen la información sobre pinturas o herramientas que proporcionan los fabricantes en el envase.

Este es uno de los errores que cometen al hacer una compra. Leyendo las etiquetas y siguiendo las recomendaciones del fabricante, se pueden evitar muchas irregularidades relacionadas con la selección de pinturas y herramientas, así como las condiciones de trabajo.

 

    Deja un comentario

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

    Aviso de cookies